♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ Myspace Falling Objects @ JellyMuffin.com ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ ♥ Super J ♥ Myspace Layouts

viernes, junio 16, 2006

Confusión

En estos días he notado algo distinto en J. Ahora J tiene la costumbre de que tan pronto se sienta en mi carro me dice “quiero comer”. No importa si hace 2 minutos se ha comido algo, se pasa pidiendo de comer. No se si es manía mía pero coincide con los días que llevo dándole la Levocarnitine.

Ya se pueden imaginar que va todo el camino con el mismo cuento, llegamos a casa y sigue diciéndolo. Esto hasta que termino de cocinar y entonces le doy la comida. La semana pasada no recuerdo que día, le di de comer y pues se comió su comida y feliz. Más tarde fue donde mi y me dice “¿quiero comer? (con entonación de pregunta). Yo le dije “J ya tú comiste” entonces noté en su cara el gesto como cuando uno trata de esforzarse por pensar en algo o recordar algo y luego me dijo “no comí”.

Pues yo pensé que tal vez aún tenía hambre y voy y le sirvo nuevamente comida. Cuando me siento con él, solo se comió dos bocaditos de arroz y me dijo “no quiero”. Seguro que no quería más pues él ya había comido y mucho que comió. Yo pienso que él no recordaba si había cumplido con ese paso en su rutina de las tardes.

Otro día él estaba acostado en la cama con nosotros y mi esposo se puso a jugar con él. Estaban jugando de manos y J estaba ya un poco sudado y mi esposo en forma de broma le dice “ohh, estas sudado tú no te bañaste”. Aquí J vuelve a poner su cara de tratando de recordar y haciendo esfuerzo mental pero se voltea donde mi y me dice “habla” como refiriéndose a mami ayúdame a pensar si yo me bañé o no. Yo le dije “J tú te bañaste” entonces J mira a mi esposo como quien dice, “ahí tienes”.

Pero lo lindo no es eso, ayer cuando lo recojo en la tarde vamos de camino y J grita “mi oso”. Recuerdan a Mario, ahora es un oso Panda pues está tan sucio el pobre. Pues yo dije dentro de mi “oh, oh, parió la mula” se quedó el bendito oso en casa de mi hermano y me va a costar regresar a buscarlo. J todavía anda con el oso pa’rriba y pa’bajo. Pues cuando me volteo a decirle a J que no grite, y tratar de decirle que en la mañana le conseguiría el oso, me doy cuenta que J estaba alterado y retorciéndose de coraje en su car seat, pero tenia a Mario en la mano. Yo le dije "J cálmate mira tu mano, Mario está en tu mano'. J se miró la mano y luego se tranquilizó.

¿Será que su cerebro está despertando y se siente confuso? ¿Será de beneficio que le ocurran estas cosas o por el contrario será este otro síntoma o característica de algo nuevo? Si alguien me puede dar luz en este asunto, se los voy a agradecer.

Ahora digo yo, a mi el otro día se me olvido cual era mi cepillo de diente ¿recuerdan?

Así que le pase esto a J no es nada.

4 comentarios:

Eduardo Carbonell dijo...

Yoli:

Creo que tu hijo está haciendo progresos importantes.
Por las expresiones de su habla creo que está descubriendo y explorando el lenguaje como instrumento valioso para su relación con los demás. Lo más importante es que él se ha dado cuenta de que el empleo del lenguaje debe hacerse con precisión. Por eso cuando él reconoce que no puede utilizarlo con la precisión suficiente prefiere recurrir a tí para que tú te expliques por él, cuando él no puede hacerlo, en un momento concreto.
En cuanto a la necesidad que siente de llevar siempre algo en las manos no creo que sea sólo por una cuestión de apego. Esto que te digo es tan solo una conjetura y por lo tanto puede que no sea cierto. Es posible que esos juguetes que lleva en la mano contribuyan a reforzar su identidad. Como tú has referido en alguna ocasión parece que le cuesta a veces distinguir si está inmerso en su mundo de ricas imágenes visuales o si está presente en el mundo real. Quizás él ha descubierto el modo de establecer la diferencia mediante el sentido del tacto sosteniendo su muñeco. Hay casos de niños que aunque te conozcan muy bien puedan preguntarte ¿tú quién eres? como si te vieran de repente como un completo desconocido. Conocí a un niño que tenía la costumbre, a veces de tocar la cara de los demás, esporádicamente, a personas allegadas. Yo no encontraba explicación a ese hecho. En una ocasión él salió de clase para dirigirse a otra aula. Debía cruzar dos patios. Él durante el trayecto se entretuvo. Yo tuve que bajar a recoger unos papeles. De modo que cuando él llegó al segundo patio nos encontramos de frente. Yo me sorprendí al verlo porque pensaba que ya estaba en su clase; él también se sorprendió al verme; entonces vino y me pellizcó la cara. Yo deduje que él quiso comprobar si yo estaba verdaderamente allí, frente a él. Habían pasado pocos minutos entre la despedida y el reencuentro. Dos o tres minutos. Así que quizás cuando tu niño te mira y dice: Estoy aquí , puede que sea todo un logro para él, si es consciente de que está distinguiendo entre un mundo de imágenes virtuales en diferido y otro mundo de imágenes virtuales en directo. Quizás puedas probar a decirle que te toque, de modo que le des una clave de confirmación de lo que el niño está sintiendo.
En el Blog recomiendo en un artículo un ejercicio que consiste en "ver" junto al niño una película y pedirle, mientras el niño la evoca mentalmente, que responda a distintas preguntas sobre las imágenes que el niño va evocando. Este ejercicio de ponerse a "ver" una película junto al niño se hace sin que la película se proyecte realmente en el televisor. Sólo el niño la va evocando mentalmente, la va interpretando, reproduciendo los diálogos y los sonidos, y nosotros le hacemos reflexionar con preguntas sobre el contenido de sus imágenes mentales. Le pedimos aclaraciones sobre frases del diálogo del guión, como si le hubiéramos escuchado mal, etc. Esas preguntas se hacen sobre la marcha, interrumpiendo el "visionado" y volviendo de nuevo a seguir "viendo" juntos la película. Si tú has visto la película realmente le puedes pedir que las evocaciones se dirijan hacia escenas determinadas, a "saltos", entrenando al niño a ejercicios de selección.
En cuanto a los ejercicios de motricidad ocular quizás puedas pedir a la terapeuta de desarrollo de integración sensorial que quieres que se trabaje ese área.
Son fáciles de ejecutar y sólo necesitan diez minutos diarios.
Quizás te puedan facilitar en el hospital una copia de algún programa de software para ejercicios de entrenamiento de la visión.

Saludos.

Yoly dijo...

Hola Sr. Carbonell...sabe que ahora que lo menciona, en ciertas ocasiones llegamos a algún lugar y de repente él va y abraza a cierta persona sin conocerla. Debe ser por lo que usted menciona. Lo que no logro entender es por que nunca lo hace con niños, solo con adultos. El ha estado muy comunicativo y tratando de explicar sucesos pero aún utiliza palabras incorrectas que no guardan relación con lo que está tratando de decir. Pero creo que es muy buen indicio el que esté tratando y lo mejor de todo es que lo corregimos y él repite la palabra correcta aunque más adelante se le olivide.

Referente al ejercicio de ver la película, lo había leído en el Blog y lo he puesto en práctica con J. En esto tuvimos un poco de problema pues no logré que me hablará simplemente se quedaba callado y como que no logró entender lo que le pedía que hiciera. Siembargo el otro día, como mencioné aquí en el Blog, estabamos viendo unos muñequitos en la tele y él narraba las escenas antes de que se dieran.

Ahora lo que observamos es como si todo ese vocabulario lo ha estado grabando y guardando por años y de repente algo se conectó en su cabezita y él está sacando todo eso de su memoria.

Mary Poppins dijo...

Chere siempre tiene que tener ambas manos ocupadas...con lo que sea...pero tiene que ser ambas...aveces anda con cubos lleno de juguetes, ponies, lapices...entre muchas otras cosas...estamos trabajando en la casa y en la escuela con eso...y ha sido bien bien dificil...

En cuanto a confusiones...aveces a Chere le da una total rabieta por algo que tiene en sus manos o ya le di y tengo que decirle "pero miralo en tus manos!!"...o muchas veces justo cuando la termino de bañar..a los cinco minutos me dice "A bañar?". Como que se le olvida algunos eventos recientes...

Yoly dijo...

Ya veo que eso de olvidarseles detalles no solo le pasa a J, pues también te ha ocurrido con Chere.

Lo de tener algo en las manos, no se si leiste el comentario del Sr. carbonell pues tiene una teoria interesante.

Take it easy girl, be strong.

 
Plantilla creada por laeulalia basada en la minima de blogger.